Qué comer para bajar de peso de forma sencilla

Con cierta frecuencia solemos escuchar la necesidad que tienen muchos individuos, en especial mujeres, de rebajar. En la mayoría de los casos es asociado con problemas de estética. Sin embargo, esta no es la única razón posible. Existe una que cuenta con mayor prioridad que está asociada con la salud. Y para lograr esta meta, es necesario saber que comer para bajar de peso.

Los problemas de peso generalmente traen consecuencias negativas para la salud. Para la solución de problemas de peso, son múltiples las opciones que se pueden encontrar. Por lo general se buscan dietas y ejercicios. Pero, lo más recomendable es acudir a un especialista en nutrición. Este profesional conoce cuál es el tratamiento ideal para cada paciente. Además para que la dieta sea exitosa, debe existir un equilibrio entre el consumo y el gasto.

La dieta o ejercicios que le sirven a una persona no necesariamente van a tener el mismo efecto en los demás. La clave para conseguir el éxito en lo que a bajar de peso se refiere, es contar con un régimen que combine ambos. Pero que sea moderado, variado y equilibrado. Además, hay que dar prioridad a unos alimentos sobre otros. Por lo que debes escoger adecuadamente que comer para bajar de peso o más precisamente, qué consumir para lograr los resultados esperados.

Qué comer para bajar de peso

Bajar de peso: una decisión acertada y saludable

Muchas personas buscan normalizar el exceso de grasa. Si bien no podemos dejarnos llevar por la vanidad y en físico, el sobrepeso es un problema grave de salud. Las personas que padecen esta condición suelen verse afectadas por otras enfermedades. Hasta el punto de sufrir riesgo de muerte.

Al tratarse de un asunto de gran preocupación, la única solución posible es bajar de peso. Y la recomendación de todo profesional es recurrir a una dieta. Pero no se trata de reducir las porciones de tu comida. La idea es consumir alimentos más nutritivos que aporten energía al cuerpo. A la vez que ayudan a reducir esos kilos extra.

Pero para lograr la dieta adecuada, debes conocer que comer para bajar de peso. Se necesita tener presente que lo mejor es acudir a un nutricionista para obtener las indicaciones. Pero si buscas consumir alimentos más saludables, comienza por eliminar la comida rápida de tu rutina alimenticia. Tampoco olvides dejar de lado las frituras y exceso de azúcar. Estudia un poco acerca de aquello que puede convertirse en grasa fácilmente.

Con estos primeros pasos, podrás ver como mejoran las funciones de tu organismo. Y poco a poco, se irán reduciendo esos kilos indeseados. Dependiendo de tu peso, deberás considerar la cirugía para recortar el exceso de piel. Cuando la persona sufre de obesidad, al rebajar colgará algo de piel. Toma en cuenta todos estos factores y aventúrate a cambiar tu vida.

Alimentos recomendados para bajar de peso

Para bajar de peso, lo principal es tener una dieta balanceada. Para ello se hace necesario elaborar un plan de alimentación que incluya alimentos naturales. Nada de procesados y que den como resultado un plato bastante colorido. Por lo que se debe conocer a fondo que comer para bajar de peso. A continuación te mostramos algunos tipos de alimentos recomendados para rebajar. Conoce los aportes que estos hacen a nuestro organismo.

Legumbres

Los garbanzos, lentejas y guisantes, son alimentos con un alto valor proteico. Lo cual provoca un mayor gasto de energía para su digestión. Los dietistas sugieren que con una dieta rica en este tipo de alimentos durante aproximadamente 8 semanas. Se notará un cambio en el metabolismo, tendiendo hacia la aceleración del mismo. También es rico en fibra y almidón, lo cual favorece la flora bacteriana intestinal, facilitando la digestión.

Frutas

Son muchas las personas que señalan que las frutas por sus niveles de azúcar, tienden a engordar. Sin embargo, esto es solo un mito, ya que los niveles de esta resultan saludables. Pero siempre hay que consumir con moderación y en horarios estipulados. Sobre todo si se trata de pacientes diabéticos.

Verduras de hojas verdes

Dentro de este grupo de alimentos encontramos, la lechuga, col, espinacas o las acelgas. Su contenido calórico es bastante bajo, pero contienen altos niveles de fibra. Lo convierten en un alimento ideal para las dietas, ya que incrementan el volumen de las comidas sin alterar el aporte calórico.

Huevos

Estos se han convertido en el alimento ideal para bajar de peso. Todo gracias a su alto contenido en proteínas y grasas saludables. Por un bajo contenido calórico se consiguen altos niveles de saciedad. Además, no incrementa los niveles de colesterol, ni el riesgo a padecer problemas cardiovasculares.

Frutos secos

Son muy recomendados para las meriendas, ya que ayudan a mantener el control. Para aprovechar todas las bondades de este tipo de alimentos, se puede consumir crudo o tostado. Además no debe ser consumido en exceso. Se trata de alimentos ricos en zinc, hierro, y otros muchos minerales.

Pescados como salmón y atún

Se trata de pescados muy saludables cuyos aportes nutricionales al organismo, son altos. Poseen un alto contenido en grasas saludables y proteínas. También cuentan con otros nutrientes como los minerales. Aquí destacan el yodo, zinc y magnesio.

Carne magra

Los cortes de carne así como el pollo y la ternera, son alimentos bajos en grasas, pero muy ricos en proteína animal. Contribuyen de forma importante en la pérdida de peso de las personas.

Yogures

Desde sus inicios el consumo de yogur ha sido asociado con innumerables beneficios a la salud. Siendo uno de estos la pérdida de peso o la disminución del riesgo de padecer sobrepeso. Cada vez son más las asociaciones u organismos que reconocen las virtudes de este tipo de alimentos. Y recomiendan su incorporación en la dieta diaria de la población.

Qué comer para bajar de peso

Té y café

Si de reducir grasa se trata, el té verde resulta ideal para reducir la grasa abdominal. Incluso son muchos los estudios que demuestran que tomar de forma regular este té, incrementa la pérdida de peso. Aproximadamente 1,3 kilos más en comparación con quienes no lo consumen.

El té contiene catequinas que son las responsables de la disminución de grasa corporal. En el caso del café, este contiene una sustancia denominada cafeína, que actúa incrementando la tasa metabólica en un 11%. Pero no hay que olvidar que ambos deben ser consumidos de manera controlada. Su exceso puede causar el efecto contrario o problemas de salud.

Agua

Un elemento esencial que no se debe dejar de lado. Sobre todo para mantener la hidratación corporal. Además, el consumo diario de este vital líquido acelera en un 30% el metabolismo. La duración de este efecto varía entre 1 y 3 horas.

Dietas para bajar de peso

Son muchas las dietas que las personas pueden encontrar en la web, para saber que comer para bajar de peso. Señalan la pérdida de peso entre 5 y 10 kg. Estás generalmente afectan la masa muscular, provocando una ralentización del organismo. Por lo que no resultan muy saludables.

Sin embargo, una alternativa que se puede intentar es la dieta de los días alternos. A través de esta, las personas llegan a perder entre 1 y 1,5 kg por semana. Se trata de una dieta que incluye alimentos naturales, preferiblemente que no sean procesados. Esta es equilibrada y se adapta a las necesidades de cada uno. Y te permite conocer que comer para bajar de peso.

Día 1

Se trata de un día depurativo, para ello se recomienda en el desayuno, tomar café descafeinado. Agregar al menú el zumo de dos naranjas y yogurt, con una cucharadita de salvado de avena. A media mañana, comer una manzana acompañada de dos nueces.

Para el almuerzo tomar un tazón de caldo de verduras depurativas. Aquí se incluyen 4 ramas de apio, 1 ramillete de perejil, cebolla, una cucharadita de diente de león y agua. También se debe consumir 150 gramos de queso fresco. De bebida, un vaso de zumo de zanahoria. Como merienda, una manzana acompañada y dos nueces.

En el caso de la cena, se debe tomar un tazón del caldo de verduras depurativas, preparado para el almuerzo. Se acompaña de dos lonchas de jamón York o de pavo y una copa de vino tinto.

Día 2

Mejor conocido como día régimen. Para el desayuno, tomar café descafeinado y comer dos biscotes de pan tostado integral con tomate triturado. Incluir dos lonchas de jamón serrano o ibérico. A media mañana y para la merienda de la tarde, se recomienda comer dos mandarinas, una nuez y un yogurt.

A la hora del almuerzo, consumir una ensalada mixta completa. Contentiva de canónigos, tomate, atún en lata, huevo duro, cebolla, espárragos blancos, aceitunas. Aderezar aceite de oliva, vinagre balsámico y una pizca de sal. De bebida, se recomienda una copa de vino.

Para la cena, deben comer 150 gramos de sepia a la plancha con ajo y perejil. Consumir una onza de chocolate negro y una copa de vino tinto.

Día 3

Es considerado como otro día depurativo. El desayuno está formado por: café descafeinado, zumo de dos naranjas y 100 gramos de kéfir. Para la merienda tanto de la mañana como de la tarde se debe comer un kiwi y dos nueces. Para el almuerzo, tomar un tazón de caldo de verduras depurativas, como el descrito para el almuerzo del día 1. Este debe ir acompañado de 150 gramos de queso fresco y un vaso de zumo de zanahoria.

En lo que respecta a la cena, esta está conformada por un tazón de caldo de verduras depurativas. Incluir dos lonchas de jamón ibérico y de bebida una copa de vino tinto.

Día 4

Otro día de régimen. El desayuno contempla café descafeinado, dos biscotes de pan tostado integral con tomate triturado. Y dos lonchas de jamón serrano o ibérico. En el caso de las meriendas, consumir 150 gramos de queso de Burgos, miel de Manuka y dos nueces.

A la hora del almuerzo se recomienda una Escalivada de pimientos y atún finalizando con una copa de vino. Para la cena, se debe incluir 150 gramos de lacón con pimentón aderezado con aceite de oliva y una onza de chocolate negro. Como bebida una copa de vino tinto.

Día 5

Se incluye dentro de los días de régimen. El desayuno está formado por una taza de café descafeinado, el zumo de dos naranjas. Añade a esta comida un yogurt con salvado de avena. Durante la merienda tanto de la mañana como de la tarde, dos mandarinas y dos nueces. Durante el almuerzo, un tazón de caldo de verduras, como primer plato, acompañado de 1550 gramos de queso fresco. Beber un vaso de zumo de zanahoria.

Para la cena, esta está formada por un tazón de caldo de verduras depurativas, acompañado de 75 gramos de humus de garbanzo con zanahorias cortadas en forma de palitos. Y de bebida, una copa de vino tinto.

Día 6

Es considerado un día social. El desayuno está formado por una taza de café descafeinado, acompañada de una tortilla hecha con un hueco entero y la clara de otro. Además de una loncha de jamón York, una de queso, un tomate y un cuarto de cebolla. Sin olvidar una rebanada de pan integral de centeno. La merienda tanto de la mañana como de la tarde está formada por dos mandarinas, un yogur. Acompaña con salvado de avena, dos nueces y un melocotón.

Qué comer para bajar de peso

En el almuerzo, un plato de lentejas con chorizo. Se prepara de la siguiente manera: un cazo y medio de lentejas combinado con dos dedos de chorizo, una zanahoria y media papa. Hay que tener en cuenta que, mientras se realiza el proceso de cocción de las lentejas, se debe retirar la grasa que queda como sobrenadante. También es recomendable añadir dos hojas de laurel.

Este es el primer plato del almuerzo. Como segundo plato se puede consumir 150 gramos de queso fresco. La bebida será un vaso de vino tinto. A la hora de la cena, el menú de esta está formado por 200 gramos de emperador preparado a la plancha con perejil y ajo. Se prepara con setas salteadas, y disfruta de una copa de vino tinto y una onza de chocolate negro.

Día 7

Un día social más, en el que se puede relajar un poco el régimen, pero manteniéndolo siempre saludable. Ofrece un menú variado que comer para bajar de peso. Al igual que en el día 6, el desayuno está formado por un café descafeinado. Se acompaña de una tortilla bien resuelta y una rebanada de pan integral de centeno. A media mañana, la merienda está formada por un kiwi y un yogur con una cucharadita de salvado de avena y dos nueces.

En el almuerzo, solomillo con parrillada de verduras. Generalmente este puede ser de ternera o de buey puesto a la plancha. En la mayoría de los casos el peso del solomillo, no debe ser mayor de 250 gramos. Debe ir acompañado de verduras dentro de las que se incluyen, berenjena, cebolla, pimiento rojo y espárragos verdes.

Como bebida, un vaso de vino tinto. Para la merienda, consumir una onza de chocolate, acompañada de dos galletas tipo María. En el caso de la cena, esta está constituida por 220 gramos de pulpo a la gallega. Pero la versión sin papa. Además de una copa de vino tinto y una onza de chocolate negro.

Acompaña tu nueva alimentación con ejercicio

Aunque hagas dieta, debes acompañar todo el proceso con algo de ejercicio. La actividad física constante mantendrá en mejor estado el funcionamiento de tu organismo. Además, fomenta la eliminación de toxinas. Con lo cual, será mucho más sencillo bajar esos kilos extra que tanto te mortifican.

Muchos profesionales recomiendan realizar una rutina enfocada en ejercicios cardiovasculares. Se consideran ideales para bajar de peso. No solo ayuda a la eliminación de grasa. Aumenta el sistema inmune y la resistencia física. Una dieta balanceada y saludable acompañada de estos ejercicios, ofrecerán resultados rápidos y efectivos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.