Saltar la comba adelgaza. ¿Mito o realidad?

“Este es el mejor alimento que se ha descubierto”, “el entrenamiento más eficaz”. “una máquina milagrosa”. ¿Te has encontrado con titulares similares en la web? Son de lo más común y, en muchas ocasiones, también falsos.

Y es que vivimos en la era del internet, el marketing y la falta de tiempo. El trabajo y las responsabilidades no te permiten dedicarte realmente a ciertas cosas. Entonces, algunos avispados te venden soluciones “perfectas” que, supuestamente, dan el triple de resultados con la mitad de esfuerzo.

La verdad: casi siempre solo les interesa ganar visitas en su web o vender de forma masiva algún producto.

Por eso, es normal que hayas dudado al ver una de las más recientes modas en cuanto a ejercicios. ¿Realmente saltar la comba adelgaza? ¿Es tan súper efectivo como aseguran?

No solo estamos en la era del engaño, también de la información. Quedarte con la duda es casi un crimen. Así que sigue leyendo y entérate de cuál es la verdad sobre este tema.

¿Qué ofrece el entrenamiento de saltar la cuerda? Punto por punto.

Saltar la comba adelgaza

Dar una respuesta desde el principio sería demasiado sencillo. Es mejor que primero veas los ofrecimientos de este ejercicio, siguiendo sus puntos principales. Al final, tendrás la conclusión definitiva.

¿Cuántos músculos se ejercitan?

Es un buen elemento para empezar el análisis sobre si saltar la comba adelgaza. ¿Por qué? El cuerpo quema grasa de verdad cuando lo mantenemos en un esfuerzo medio o fuerte durante un período largo

Haciendo ejercicios que solo trabajen un músculo o una zona muscular, esto es más difícil de lograr. Lo normal es que se agote tras pocas repeticiones y nunca llegues al nivel deseado.

Por el contrario, los correctos para perder peso son los que trabajan varios músculos. Preferiblemente, sin crear demasiado estrés en uno solo. Así lo puedes realizar durante más tiempo y te activa más zonas.

Y entonces, ¿qué tan bueno es saltar la comba en este sentido? El salto te hace trabajar los glúteos, las pantorrillas y los muslos. En estos últimos, sobre todo los cuádriceps y femorales. 

Por otra parte, hay que estar constantemente haciendo girar la cuerda. Ese movimiento emplea los brazos, los hombros, dorsales y pectorales. 

Por si fuera poco, los microimpactos al saltar y caer fortalecen los huesos. Si haces bien el movimiento, con un riesgo mínimo de lesión.

O sea, este entrenamiento te pone a trabajar casi el cuerpo entero. Si lo estuviéramos numerando, habría que darle un 10 de 10 en el actual apartado. 

Continúa con el próximo factor para saber si es verdad que saltar la comba adelgaza.

¿Cuántas calorías quema?

Saltar la comba adelgaza

Este es el otro punto importante para perder peso. Controlar las calorías que ingieres y gastas diariamente te dará la medida de qué tan efectivo será tu entrenamiento.

La Universidad de Harvard, una de las más prestigiosas del mundo, realizó un estudio sobre el salto de cuerda. Los resultados son demoledores. Concluyeron que realizar ese ejercicio por tan solo media hora llega a quemar 444 calorías.

¿Los números no te dicen nada? ¿Y si te digo que hacerlo durante 20 minutos equivale a lo quemado en nada menos que 2 horas corriendo? ¿Cómo te quedas?

Conclusión

Llegados a este punto, podemos cerrar el primer espacio del análisis. Sí, saltar la comba adelgaza un montón. También es más efectivo que correr, como afirman últimamente por todos lados.

Sin embargo, ¿es en verdad algo milagroso? ¿Mañana agarrarás una cuerda para saltar y listo, tendrás el cuerpo que siempre deseaste? Lee los siguientes apartados y entérate de por qué no es tan fácil.

Razones por las que muchas personas corren y muy pocas saltan comba

Quizás se te haya ocurrido esta pregunta: ¿si saltar la comba adelgaza tanto, por qué casi nadie lo hace?

Ahí está el asunto. Los gimnasios están llenos de personas en caminadoras eléctricas y parques de runners. Sin embargo, solo dos o tres personas emplean la cuerda en cada lugar. A veces nadie.

Esto se debe a que trotar es fácil. Se trata de un movimiento básico que cualquier ser humano sin problemas motores aprende desde pequeño. Además, si se hace en exteriores, se coge un poco de fresco y se mira el ambiente.

Saltar la comba es mucho menos sencillo. Necesitas adquirir precisión para hacerlo durante varios minutos sin que la cuerda te choque con los pies y pares. Algunas personas, al principio, no pueden completar ni tres saltos seguidos. Entonces, lleva un proceso de aprendizaje y acostumbramiento que puede ser largo y tedioso. 

Por otra parte, puede resultar aburrido. Piénsalo: vas a pasar una media hora literalmente saltando en el lugar. A algunos no les importa para completar el entrenamiento, pero otros no lo soportan.

La última razón es, quizás, la más lamentable: saltar la comba adelgaza, pero es duro. Quemar más calorías significa terminar más cansado y adolorido. Y, a decir verdad, casi todos somos bastante vagos en el gimnasio. Hacemos lo mínimo necesario y listo. 

Si tú no eres así, pues adelante. Encontraste un entrenamiento que te ayudará a conseguir tu meta con más rapidez.

¿Basta con hacer este ejercicio?

Este es el último y, quizás, más repetido error entre quienes buscan soluciones milagrosas. Aunque sean reales, como de la que estamos hablando, nunca bastan por sí mismas. No son en verdad una creación divina. Demandan de otros esfuerzos y compromisos para cumplir cuanto quieres.

Por ejemplo, saltar la comba adelgaza, pero ya sabes que es difícil llegar a dominarlo. Ese es uno de los esfuerzos que deberás hacer, pero no el único.

Cualquier plan de acondicionamiento físico consta de tres partes: entrenamiento, descanso y nutrición. Es de este último elemento del que hay que hablar ahora.

Si gastas una cantidad increíble de calorías diarias y sigues comiendo el triple, de nada te sirve. Necesitas llevar un control de tu dieta. Alcanzar una ingestión de calorías que satisfaga tus necesidades, pero no las exceda. 

Lo más seguro es que no seas un experto en nutrición. Por ello, es recomendable que le preguntes a alguien que sí lo sea. Así sabrás qué y cuándo comer, según tu peso y características, para potenciar el entrenamiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.